Todo el Cuaderno, tal cual

Primera página del Quadern gris, 8 de marzo de 1918

No lo sabía hasta ahora que la he encontrado por accidente, y es una obra que me habría gustado ver desarrollarse por segunda vez de principio a fin como hace treinta años en una Barcelona ocre y gris, ventosa y de llovizna, como la del libro. El Quadern gris que Josep Pla —ese Montaigne del Ampurdán, como lo llamó Andrés Trapiello— llevó del 8 de marzo de 1918 al 15 de noviembre de 1919 y no dio a la imprenta sino casi medio siglo después, pero reescribiéndolo a tal grado que hay quien habla de una mixtificación y aun de una obra de ficción, como si no lo fuera en mayor o menor medida toda autobiografía, y que constituye en cualquer caso uno de los grandes diarios de todas las épocas y una obra mayor de la literatura del siglo XX, volvió a publicarse 90 años después siguiendo el ritmo con que se escribió el ideal original, del 8 de marzo de 2008 al 15 de noviembre de 2009, en un blog, bloGQ con ilustraciones que me habría gustado tener en la versión que llevo en la tableta.